Fideos de soja con setas, bacon y huevo

Hoy les traigo una manera de cocinar un ingrediente que descubrí hace un tiempo y me encanta. Unos ricos y sanos fideos de soja, son muy versátiles y fáciles de cocinar. Para mí ya se han convertido en un básico en la despensa junto con el arroz y los espaguetis. fideos-de-soja

Empezamos cortando la cebolla en juliana y poniéndola en una sartén o wok con un poco de aceite, sal y pimienta y la pochamos. Añadimos las setas y el bacon cortado en tiras. Ponemos una cucharada pequeña de ajo en polvo, otra de jengibre molido y regamos con salsa de soja.

En un caldero grande ponemos agua a hervir, cuando esté añadimos los dos huevos con cáscara y contamos exactamente 6 minutos. Sacamos los huevos pasado el tiempo y los ponemos en un recipiente con agua fría y hielo para cortar la cocción. Es importante hacer esto con mucha precisión para que la clara del huevo quede cuajada pero la yema líquida. Pelamos con cuidado y reservamos.

En el agua que nos queda en el caldero ponemos los fideos. Veremos que casi instantáneamente se reblandecen, esperamos a que estén bien cocinados, y cortamos con unas tijeras para que sean más fáciles de comer.

foto

Añadimos los fideos a la sartén y salteamos con el resto de ingredientes. Servimos en un bol con el huevo encima, un poco de sal y pimienta.

Está delicioso, espero que lo prueben y me comenten que les parecen estos fideos de soja.

Si no quieren perderse nada o quieren hacerme alguna sugerencia de alguna receta o algún ingrediente que quieran que pruebe síganme en mi página de facebook y déjenme algún comentario. Estaré encantada de compartir con ustedes mis experimentos.

¡Buen día y buen provecho!

 

 

 

 

 

 

Anuncios

Sopa reconfortante

Éstos últimos días el tema más comentado ha sido el frío que está haciendo, y es que hace muchísimo frío, ¿verdad? Apetece quedarse en casa tapado con una manta, viendo la tele y tomando algo calentito.  Pues eso es lo que les traigo hoy, la receta de una sopita reconfortante.tabla

Es una receta bastante facilita y resultona, de las que me gustan.

Empezamos poniendo un poco de aceite en el fondo de un caldero grande, cortamos la cebolla pequeñita y pochamos con un poco de sal y pimienta. Añadimos los champiñones troceados, rehogamos un poco y regamos con vino blanco, ponemos un poco de tomillo y la hoja de laurel.

Una vez ha evaporado el alcohol del vino añadimos el caldo de pollo (si es casero mucho mejor), cuando esté hirviendo agregamos la pasta elegida y coceremos el tiempo que indica en el paquete.

Dejamos que la sopa repose y servimos con un poco de queso parmesano rallado por encima.

sopa

Está deliciosa y sienta de maravilla. Si estás resfriado te va a encantar.

* Puedes añadir una cucharada de harina antes del vino blanco y dejar que se tueste bien para que la sopa quede con más cuerpo.

* Elige la pasta que más te guste, en mi caso puse unas caracolas de colores pero tengo ganas de probar con tortellinis rellenos de queso.

* Si quieres hacer la sopa más contundente puedes añadirle unos trozos de pollo en el caldo y unos garbanzos.

Espero que te haya gustado esta receta y que aproveches estos días de frío para probarla.

Si no quieres perderte nada pásate por mi facebook y dale a me gusta.

Salmón con marinado japonés

Muy buenas, la receta de hoy me encanta, es sencilla y el resultado es tan pero tan bueno que tienen que probarlo. A los que, como yo, son amantes del salmón les va a volver locos.ingredientes

Empezamos:

  1. En un bol donde luego nos quepan los lomos ponemos la soja, la miel, la mostaza, el sésamo, jengibre, ralladura de naranja, sal y pimienta y mezclamos bien.
  2. Introducimos los lomos, les damos unas vueltas para que se impregnen, tapamos con film transparente y reservamos en la nevera durante al menos media hora.
  3. En una sartén caliente añadimos una cucharada del marinado, cuando esté caliente ponemos los lomos de salmón y hacemos por ambos lados dejándolo en el punto de cocción que más nos guste.
  4. Cuando casi está añadimos el resto de la salsa y dejamos que se caramelice un poco.
  5. Sacamos los lomos, regamos con la salsa que habrá espesado un poco y acompañamos de arroz blanco o papas fritas.
  6. Podemos poner un cuenco con salsa de soja, wasabi y sésamo para mojar el salmón o las papas.

salmón-marinado

Es una receta de éstas rapiditas que puedes preparar la noche anterior, dejar marinando y cuando llegas a casa hacer en la sartén vuelta y vuelta y disfrutar como si hubieras estado toda la mañana cocinando.

Espero que les guste y que les anime a comer más pescado y de formas más variadas que está delicioso y es muy sano.

* Se puede sustituir la ralladura de naranja por limón.

* Para los que no les guste el salmón pero les atraiga el marinado quizás se puede probar con lomos de atún, yo lo haré así la próxima vez a ver que tal queda. Si lo intentan déjenme un comentario para ver qué tal salió.

Calamares en salsa

La de hoy es una de esas recetas de fondo de armario, sabe a comida de mamá, a plato elaborado y reconfortante pero, como siempre, haremos trampa, casi todo el trabajo lo hace la olla exprés y a nosotros nos queda la parte de disfrutar comiendo algo rico y sano.

ingredientes

Empezamos poniendo en el fondo del caldero u olla un chorrito de aceite para la fritura.

Picamos pequeño la cebolla, el diente de ajo y los pimientos y los ponemos a rehogar.

Mientras vamos cortando los tomates a los que primero les habremos quitado las semillas. Cortamos en dados y añadimos.

Salpimentamos, agregamos la hoja de laurel, un poco de tomillo y los calamares en anillas. Regamos con un chorro de vino blanco.

calamares

Cerramos la olla y cuando empiece a salir el vapor ponemos a fuego medio/alto y contamos 15 minutos. Pasado el tiempo apagamos el fuego y apartamos, dejamos reposar un poco antes de abrir la olla o si tenemos mucha prisa podemos despresurizarla con cuidado.

Servimos acompañado de papas sancochadas o arroz blanco.

Está delicioso y no lleva más de 5 minutos de preparado, que podría ser incluso menos si picamos la verdura con una picadora.

* Si no tienes olla exprés se puede hacer perfectamente en un caldero normal, aunque llevará un poco más de tiempo, entre 25 o 30 minutos. Tendrás que ir probando el punto del calamar.

* Se puede sustituir el calamar por pota, chipirones o incluso pulpo.

Les va a sorprender lo sabroso que queda en tan poco tiempo.

Si quieren que haga más recetas usando la olla exprés déjenme algún comentario aquí o en mi facebook.

 

 

 

 

 

Tortilla con papas panaderas

Lo que les traigo hoy, más que una receta nueva es un truco para hacer una tortilla de papas más sana y una idea para aprovechar las papas panaderas que nos han sobrado de otra comida.ingredientes

Empezamos preparando unas papas panaderas. Para ello precalentamos el horno a 180ºC y preparamos una bandeja con papel de horno.

Pelamos las papas y las cortamos como más nos guste para la tortilla, en láminas o dados, pero en trozos no muy grandes para que se asen bien al horno.

Las pondremos en un bol junto con dos cucharadas de aceite, una de vino blanco, sal, pimienta y una cucharada pequeña de ajo en polvo, orégano y albahaca. Mezclamos todo bien hasta que las papas queden bien impregnadas con el aceite y las especias.

IMG_1832

Las extendemos en la bandeja de horno bien separadas y las asamos durante 15 minutos, pasado el tiempo, las sacamos, las movemos bien y volvemos a poner al horno durante otros 10 minutos. Probaremos para comprobar que las papas estén bien cocinadas, de no ser así las pondremos más tiempo hasta que al pincharlas estén blanditas.

Batimos los huevos, le agregamos un poco de sal fina y un chorrito de leche. Incorporamos las papas y mezclamos bien. Preparamos una buena sartén antiadherente con una cucharadita de aceite y cuajamos la tortilla a nuestro gusto, a mi me gusta dejarla jugosa por dentro.

IMG_1834

Al preparar las papas de esta manera evitamos usar tanto aceite y por tanto la tortilla será un poquito más sana.

Puedes usar tantas especias como quieras o prescindir por completo de ellas, al igual que del vino blanco.

También puedes asar unas verduras junto con las papas y luego mezclarlas con el huevo y hacer una tortilla más completa. Con cebolla, pimientos y tomates debe quedar especialmente buena.

Es cierto que de esta manera se tarda un poco más pero también puedes aprovechar y el día antes hacer por ejemplo, un pescado al horno y hacer papas de más para aprovecharlas al día siguiente.

A veces cuando uno quiere comer sano tiene que ser creativo y encontrar otras formas de cocción, ingredientes para sustituir o planificarse un poco. Espero que este truco les sirva para cuidarse un poquito más en el día a día, que a veces cuesta bastante.

IMG_1840

 

 

Magdalenas de zanahoria

Si si, ya se que iba a hacer recetas supersanas pero no pude resistir la tentación de intentar esta receta que se me ocurrió. Son muy facilitas de hacer y si en vez de usar harina normal usas harina integral serán un poquito más sanas.

Con estas cantidades salen entre 16 y 18 magdalenas.magdalenas-ingredientes

Empezamos:

  1. Precalentamos el horno a 180ºC.
  2. Ponemos las claras en un bol junto con una pizca de sal y un chorrito de limón. Montamos hasta que estén a punto de nieve.
  3. Añadimos las yemas, la compota de manzana, la miel y el aceite. Mezclamos hasta que nos quede homogéneo.
  4. Agregamos la harina, la levadura en polvo y las especias tamizadas.
  5. Incorporamos con movimientos envolventes la zanahoria rallada y las almendras troceadas.
  6. Distribuimos en moldes para magdalenas llenándolos hasta 3/4 de su capacidad.
  7. Horneamos durante unos 18 – 20 minutos a 180ºC. Hasta que introduzcamos un palillo y salga limpio.

Puedes decorarlas por encima poniéndoles unos copos de avena o unas almendras laminadas y un chorrito de miel. O espolvorear un poco de canela por encima.

magdalenas-de-zanahoria

En mi caso usé una compota de manzana sin azúcar comprada, es muy buena y como ingredientes solo tiene manzanas de cultivo ecológico. Pero si quieres hacer tu propia compota lo único que tienes que hacer es poner un kilo de manzana pelada y troceada en un caldero con un poquito de agua para ayudar en la cocción. Lo dejas aproximadamente 20 minutos, o hasta que las manzanas estén muy blanditas, lo trituras y lo guardas en un tarro de cristal.

Puedes hacerlo sin nada o añadirle azúcar, canela, piel de limón o lo que quieras. Pero yo lo haría neutro para poder usarlo en más recetas. El otro día la usé para hacer una salsa de unas chuletas de pavo, quedó delicioso.

Espero que las hagas y me cuentes que tal quedaron, la compota de manzana le da un toque y se suele usar para hacer las magdalenas más sanas pues sustituye en gran parte a la grasa que normalmente se le añade y encima aporta un sabor especial.

Si quieres que comparta la receta de las chuletas de pavo déjame un mensajito o pásate por mi facebook y déjame un comentario.

¡Muchas gracias y buen provecho!

 

 

 

 

Tarrito de yogur

Ya estoy de vuelta y con las pilas cargadas para el nuevo año. Tengo pensadas muchas recetas nuevas y sanas para que podamos cumplir el dichoso y eterno propósito de año nuevo de bajar los polvorones de más que comimos durante las navidades.

Esta receta empieza una serie de recetas perfectas para llevar a clase o al trabajo y controlar mejor qué comemos y no picar cualquier porquería. Empieza a guardar todos los tarros de cristal que encuentres porque vas a darles mucho uso.

Es un desayuno perfecto, saciante y delicioso. Sabe a tarta de manzana.yogur-tarrito

Primero pelamos la manzana, la cortamos en daditos y la ponemos en un recipiente apto para el microondas con un sobre de sacarina, un chorrito de limón y una cucharadita de canela. Revolvemos bien y ponemos al microondas a máxima potencia durante dos minutos.

Sacamos, revolvemos y pinchamos con un tenedor para comprobar que la manzana ha quedado blandita. Dejamos enfriar un poco.

Elegimos un tarrito de cristal, en mi caso es uno reciclado de los pimientos de piquillo, tienen el tamaño perfecto para esta receta.

tarro

Montamos por capas, primero un par de cucharadas de manzana, unas cucharadas de copos de avena y dos o tres cucharadas de un buen yogur tipo griego. A mi me gusta comprarlo natural y ponerle sacarina, pero puedes elegir el que más te guste y del sabor que prefieras.

Volvemos a repetir las capas y acabamos con manzana, avena espolvoreada por encima y un buen chorrito de miel. Tapamos y reservamos en la nevera.

Podemos preparar varios con antelación y tener desayunos deliciosos para toda la semana.

Puedes cambiar la manzana por pera, plátano, nectarina. Incluso puedes atreverte y dejar remojando pasas, ciruelas pasas u orejones en vino dulce, trocearlo y mezclarlo con el yogur. También le va genial unos frutos secos o muesly.

Tienen que probarlo, es muy fácil de hacer y está delicioso. Sabe mucho mejor que los yogures comprados que ya vienen con los trozos de fruta y puedes personalizarlo con lo que más te guste.

Si no quieres perderte las próximas recetas en tarritos pásate por mi facebook y dale a “me gusta”